Ahora lo vi todo
Ahora lo vi todo

14 Cosas que encontramos en casa y no sospechábamos que tenían fecha de caducidad

Generalmente, pensamos que los artículos perecederos son los únicos que tienen fecha de caducidad. Sin embargo, no es así. Por eso, es bueno saber y recordar qué objetos de uso cotidiano tienen una vida útil.

En Ahora lo vi todo encontramos una buena cantidad de cosas, de las cuales no conocíamos el plazo de vencimiento y creímos importante difundir.

1. Los multicontactos deben cambiarse después de 2 años

Los multicontactos y los cables de extensión no vienen con fechas de vencimiento. Pero a medida que pasa el tiempo, su eficiencia disminuye. Por lo tanto, si no recuerdas cuándo compraste el multicontacto o el tomacorriente, es hora de reemplazarlo. Además, si notas marcas de quemaduras alrededor del enchufe o descubres que algo conectado parpadea, debes cambiarlo.

Recuerda, los multicontactos son generadores de incendio poco conocidos. Cualquier cortocircuito o chispa puede provocar incendios, por lo que es mejor cambiarlos cada 1 o 2 años.

2. Las chancletas que se usan adentro de la casa deben cambiarse cada 6 meses

En pocas palabras, las chanclas que se usan adentro de la casa pueden ser muy insalubres. Se usan en el baño y en la cocina, por lo que pueden volverse poco higiénicas con el tiempo. Aunque se laven con frecuencia, es mejor cambiarlas cada 6 meses. Y también es bueno para tus pies.

3. Los brasieres se estropean luego de 6 meses o 1 año

Los brasieres, e incluso la ropa interior, duran bastante si los lavas bien. Pero si usas brasier diariamente, no esperes que dure más de 6 meses o 1 año. Si el brasier ya no brinda soporte debido a que el elástico se aflojó, o si tiene las copas aplastadas y un aro asomando, es hora de cambiarlo.

Las mismas reglas se aplican a la ropa interior: cualquier deshilachado, decoloración o desgarro significa que es hora de ir a comprar lencería.

4. Las especias pierden su sabor y su atractivo al cabo de entre 1 y 4 años

La mayoría de las especias compradas en las tiendas tienen una fecha de vencimiento en su recipiente. Pero si ya no es visible o si elaboras tus propias especias, puedes seguir esta guía. Si bien las especias no “caducan” realmente, sí pierden su aroma y sus propiedades.

Las hierbas secas pueden durar entre 1 y 3 años, y las especias molidas/en polvo duran de 2 a 3 años. Las especias enteras pueden durar hasta 4 años si se almacenan correctamente.

5. La vida útil promedio de un perfume es de 3 años

Si tienes un perfume favorito, es posible que no necesites tirarlo, siempre y cuando termines usándolo dentro de un año. Pero si te gustan muchos perfumes y tienes una colección, la mayoría de las marcas de perfumes avisan que sus productos tienen una vida útil de 3 años.

Dicho esto, puedes seguir usando el perfume siempre que el aroma siga siendo el mismo. Los perfumes comienzan a echarse a perder después de un tiempo y la fragancia puede volverse agria, ácida y, a veces, incluso comenzar a tener un aroma a huevo. Entonces es cuando sabes que es hora de comprar un frasco nuevo.

6. Reemplaza tu almohada cada 2 o 3 años

Con el simple hecho de usar una almohada, ya la estás ensuciando. Con el tiempo, las almohadas absorben los aceites corporales, la suciedad, las células muertas de la piel y los ácaros del polvo, así como diversas manchas. Pueden convertirse en lugares de acogida de bacterias y alérgenos.

Recuerda limpiar las manchas y las superficies de las almohadas cada 1 o 2 meses, y lavarlas con un detergente suave cada 6 meses. De todas maneras, es bueno cambiar las almohadas cada 1 o 2 años.

7. Las cucharas y los cucharones de madera duran 1 año

En las cucharas y cucharones de madera se forman pequeñas astillas y grietas con el tiempo. Además, estos utensilios absorben el aceite. Aunque los limpies con diligencia, lo más probable es que los rincones y las grietas que tienen sean un caldo de cultivo de bacterias.

Una buena forma de comprobarlo es sumergir las cucharas y cucharones de madera en agua hirviendo. Si el agua huele o se ve mal, es hora de cambiarlos. Pero no esperes a que se vuelvan asquerosos, solo haz un cambio anual. Los viejos pueden servir como herramientas de jardinería.

8. Los tenis para correr tienen kilometraje

La mayoría de las empresas de calzado para correr dicen que los tenis deben reemplazarse cada 750 a 900 km. Esto significa que si corres 8 km al día, deberás reemplazarlos en 90 a 110 días.

Por supuesto, si usas tus zapatos para correr con moderación, o si te gusta más el entrenamiento en el gimnasio que correr sobre el asfalto o el suelo, podrían durar más. Generalmente, el momento en que un zapato comienza a sentirse incómodo o causa dolor en el pie es un indicador de que es hora de cambiarlo.

9. Las toallas suelen durar 3 años

Si lavas tus toallas después de cada 3 o 4 baños y las cuelgas para que se sequen, tal vez incluso al sol, es probable que duren mucho tiempo. Por supuesto, esto también depende de la calidad de la toalla. Recuerda que, dado que frotas tu cuerpo con ellas, es bastante fácil que las toallas se vuelvan poco higiénicas con rapidez.

Por lo tanto, es una buena idea reemplazar las toallas cada 3 años. Puedes reutilizar las viejas como trapos.

10. Los cepillos para el cabello deben cambiarse después de 6 meses

Cuando te cepillas el cabello, las células muertas y los residuos de los productos que usas se transfieren al cepillo. Con el tiempo, todo esto se acumula y hace que los cepillos para el cabello sean insalubres. El deshilachado de las cerdas también reduce la vida útil de los cepillos. Quitar el cabello caído después de cada uso y lavar el cepillo una vez a la semana puede prolongar su vida útil.

Pero incluso entonces, reemplazarlo una vez cada 6 meses es una buena idea para mantener el cuero cabelludo y el cabello en la mejor condición posible.

11. Las esponjas corporales y las esponjas vegetales deben eliminarse después de 1 o 2 meses

Un ambiente de baño cálido y húmedo es un lugar ideal para el crecimiento de bacterias y hongos. Y las esponjas vegetales son particularmente vulnerables a sus ataques. Por eso, los expertos recomiendan que las esponjas vegetales naturales se reemplacen aproximadamente una vez al mes, mientras que las de malla sintética pueden durar hasta 2 meses.

Recuerda escurrirlas y colgarlas en un lugar aireado para que se sequen después de cada uso.

12. Los asientos de seguridad infantiles deben ser reemplazados cada 6 a 10 años

Es fácil aceptar la oferta de un amigo de usar el asiento de seguridad para niños que tanto amaba para tu nuevo bebé. Pero recuerda que los asientos para el automóvil también caducan. Generalmente, duran de 6 a 10 años.

No es solo el desgaste lo que hace que ya no sean útiles, sino también los cambios en las regulaciones de seguridad y los límites a las pruebas del fabricante.

13. Los cascos duran entre 3 y 5 años

La mayoría de los cascos de marca vienen sellados con una fecha de vencimiento en el interior. Pero si el desgaste ha hecho que ya no puedas ver la fecha, recuerda que la mayoría de los cascos duran de 3 a 5 años una vez en uso. Excluyendo cualquier daño, claro está.

Si el casco se ha usado con moderación, reemplazarlo después de 7 años es una buena idea. El interior de la espuma y el pegamento solo pueden durar ese tiempo.

14. La sal dura de 3 a 5 años

La sal en sí misma no se echa a perder. Pero viene con varios aditivos, como el yodo y los agentes antiaglutinantes, que pueden hacer que pierda su sabor y su eficacia, y que quede grumosa. Por lo tanto, es una buena idea reemplazar la sal cada 3 a 5 años. Puedes consultar esta guía para obtener más información.

¿Qué otro producto u objeto inusual con fecha de caducidad conoces?

Ahora lo vi todo/Datos curiosos/14 Cosas que encontramos en casa y no sospechábamos que tenían fecha de caducidad
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos