Ahora lo vi todo
Ahora lo vi todo

Niña pinta con su boca porque no puede usar sus manos, y su historia es una gran inspiración

El mundo está diseñado para un tipo de persona en particular, y esto hace que cualquiera que se desvíe de ese molde tenga grandes dificultades para navegar en él. Regina es una niña con una discapacidad que le impide moverse cómodamente, y conoce los retos de primera mano. Sin embargo, este gran muro no es un impedimento, sino un lienzo en blanco en el cual plasma su arte para expresar sus sueños y pasiones. Además, comparte sus creaciones en su página de Facebook para que el mundo sepa que ser diferente no tiene por qué ser malo.

En Ahora lo vi todo hablamos con la mamá de Regina, su fan #1, para conocer más detalles sobre su pequeña artista, una valiente niña que usa el pincel y su boca para pintar sus sueños.

Su inspiración surgió desde que estaba en el kínder, cuando tenía entre 4 y 5 años

Al nacer, todo parecía estar en orden, sin embargo, al llevarla a casa, su mamá notó que estaba muy amarilla y no comía bien. Algo andaba mal. Pasaron 20 días y le dijeron que sus niveles de bilirrubina eran muy altos y su cerebro estaba afectado. Cuando tenía un año, los médicos le diagnosticaron “parálisis cerebral infantil con cuadriparesia espástica”, una condición física que es causada por lesiones en una o más áreas del cerebro. Esto afecta el habla, la postura y el movimiento.

A pesar de las circunstancias, asistió desde pequeña a la escuela. La maestra del kínder notó que la niña no podía usar las manos, y creyó conveniente buscar opciones para que su alumna realizara actividades como los demás. Le puso un pincel en la boca, esperando que esa alternativa funcionara y la niña empezara a pintar. Y con ese increíble gesto, la profesora provocó que se despertara la inspiración en la imaginación de Regina.

Al principio, su mamá tenía miedo de que las cosas no salieran como Regina esperaba. Sabía que, en cierto punto, la niña podría frustrarse por no tener la posibilidad de hacer lo que otros niños hacían. Ese momento de desesperación llegó, sin embargo, una profesora le dijo: “No te preocupes si tus trazos no son perfectos, tú puedes pintar lo que sea y eso ya será un arte”. La niña adoptó muy bien esta ideología y, cada vez que pinta, si un trazo no sale perfecto, basta con recordarle lo que esa maestra le dijo. Al final, Regina aprendió a creer en lo que hace y junto con Sofía, su madre, comparte la idea de que lo imperfecto es lo más perfecto que existe.

Un equipo de 2: madre e hija

Son solo Regina y su mamá contra el día a día. A pesar de los diagnósticos que recibió de muchos doctores, en donde le decían que no había mucho que hacer, que la niña no le entendería absolutamente nada y que no podría hacer actividades como otros niños, luchó para que su hija tuviera una vida normal. Sabe que nunca se terminará el trabajo con ella, pero también está segura de que no se equivocó al luchar porque los resultados están siendo extraordinarios. Sofía creó la página de Facebook, queriendo tener un espacio lleno de inspiración para otras personas, porque sabe que esta artista es un gran ejemplo, por demostrar que la intención es lo más importante para hacer las cosas. “Mi niña es prueba de que sí se puede, y yo quiero que ella los inspire a todos”, comentó.

Regina es una niña divertida que sonríe todo el tiempo, pues transmite la felicidad que siente de estar viva y de tener la posibilidad de hacer lo que más le gusta. Su mamá, además de ser su compañía, es su mejor amiga y tienen una complicidad inigualable. Sofía confesó que la niña también le ha enseñado mucho de pintura, pues antes no tenía un gran conocimiento sobre el tema. Ahora, a causa de que su pequeña es toda una artista, se ha visto envuelta en el arte y ha aprendido mucho al respecto. Su mayor temor es dejar algo inconcluso con su hija. “Tener a Regina y compartir mi vida con ella me ha enseñado a ser una persona más humana, paciente y a valorar la vida, estando consciente de lo que tenemos. Desde que la tuve, me propuse vivir el día a día con ella. Nos motivamos mutuamente”, compartió.

Sus pinturas son de acrílico, óleo o acuarela y está aprendiendo nuevas técnicas

Cuando Regina encontró el mecanismo para pintar, su vida cambió completamente y llegó la alegría a sus días. La pequeña artista toma clases de pintura 4 días a la semana durante 6 horas para seguir aprendiendo del arte. En ocasiones, cuando el boceto es muy complicado, su mamá la ayuda a trazarlo, pero cuando no lo es, ella hace sus pinturas desde cero. Cada vez que empieza a trazar en un lienzo blanco, analiza los espacios y los colores que le quedarían bien al dibujo.

Es muy observadora y, cuando visita lugares en donde hay pinturas, su carita se ilumina y se emociona por lo que ven sus ojos. Actualmente, está practicando técnicas para pintar con lápiz, gis pastel y carboncillo. Sus obras de arte están a la venta y el dinero recaudado es un apoyo para sus medicinas, terapias y gastos escolares. Sus creaciones de acrílico, óleo y acuarela, han conquistado muchos corazones. Su segunda creación, titulada “Muñeca”, fue el primer cuadro que vendió y lo hizo por medio de redes sociales.

“Muñeca”.

Participa en exposiciones escolares, y su primera galería a solas fue en el Globo Fest de Durango en el 2018

Cuando la niña tenía 8 años, su mamá encontró una publicación en Facebook que hablaba sobre la arteterapia. Al contactar a uno de los miembros de la organización y contarle la situación de su hija, hubo un acercamiento y, el año pasado, invitaron a la artista al Globo Fest Durango, un estado de México en donde vive esta hermosa familia, para que expusiera y vendiera sus creaciones. Esta fue la primera exposición de Regina a solas.

Regina en su exposición del Globo Fest Durango 2018.

Poco a poco las exposiciones se convierten en algo común

Con el llegar del 2019, una fila de eventos solicitaron su presencia. El 30 abril fue invitada para una exposición en el Museo Francisco Villa en Durango como parte de los festejos del Día del Niño. Sus obras estuvieron alrededor de 3 semanas en el Museo a la vista de los visitantes. Tuvo oportunidad de montar una exposición en la feria nacional Durango (FENADU), y participó en una exposición del Instituto De Cultura Del Estado De Durango (ICED).

En 2020 se logró graduar de la primaria. Recibió un apoyo por parte del Instituto De Cultura Del Estado De Durango para realizar un taller de pintura donde ella logra su sueño de ser maestra de arte. Para 2021 fue invitada por el museo Bebeleche de Durango a develar su estrella de la fama y presentar sus obras, que estuvieron en exposición durante 4 meses. ¡Y no solo eso! El mismo año fue convocada para el concurso del Instituto de la Juventud Municipal para participar para los premios juventud en la categoría SIN BARRERAS, donde obtuvo el primer lugar.

Regina va cursando 2° de secundaria, dándolo todo en sus estudios, sus clases de pintura, y sus terapias. Ha tenido la oportunidad de platicar en escuelas sobre su trabajo y experiencia de vida, demostrando que su discapacidad no tiene por qué ser una limitante para hacer lo que ama. Quiere dar ejemplo a otros para que sigan sus sueños, ya que ella vive el suyo al compartir con todos su arte. En 2022 participó en la primera fiesta inclusiva Durango con una exposición.

Sus mejores amigos son dos perros peludos

Ellos son Rogelio, a quien Regina le dice “Yeyo” y Plutarco, a quien le dice “Tato”. Estos son sus mejores amigos, dos guardianes caninos que se encargan de cuidarla y acompañarla, además de jugar con ella. Recurren a la perroterapia para que Regina tenga interacción con los animales y mejore su estado emocional. Estos dos increíbles compañeros, son propiedad de uno de los primos de la niña. Ella los visita al menos 2 veces a la semana. No tienen una mascota propia porque, al tener tantas actividades, es un poco complicado brindarle la atención adecuada a una más.

¿Cómo es un día de Regina?

Entre semana, Sofía y Regina se levantan temprano para ir a la escuela. Al salir, la niña tiene algunas terapias de rehabilitación, y después de la comida, van juntas a sus clases de pintura. Cuando sobra un poco de tiempo en el día, Regina pinta en casa, además de hacer sus tareas escolares. A las 9 de la noche, la jornada se termina y es hora de dormir para recargar la pila del día siguiente.

Regina hace tiernos gestos para comunicarse, adora los unicornios y el pastel de chocolate

Debido a su condición, su habla no está muy desarrollada. Es por esto que tiene un lindo modo para comunicarse. Entre algunos sonidos y gestos, Regina habla con su mamá para pedirle lo que necesita o expresarle lo que siente. Además de la pintura, le gusta ir al cine, jugar con los perros, escuchar canciones de Disney, los caballos, el pastel de chocolate y, especialmente, adora los unicornios y tiene una colección. ¡Pero esperen! Ella los llama “titis”. Es realmente conmovedor.

El futuro que desea Regina: quiere ser maestra de pintura

Cuando le preguntamos a Regina qué quería ser de grande, dijo “Miss”, enseguida paró su boquita como si estuviera mandando un beso y la movió de lado a lado. Su mamá nos explicó que esa seña, significaba “pintar” o todo lo relacionado. Por lo tanto, quiso decir “maestra de pintura”. Esta hermosa niña es un ejemplo de esfuerzo, perseverancia y amor. Cuando existen esas tres cosas en lo que haces todo tiene sentido y, no solo para ti, sino también para los demás.

¡Gracias por nunca rendirte, Regina! Tu arte inspira a muchas personas.

¿Cuál es el mensaje que te da Regina? ¿Qué te gustaría decirle?

Ahora lo vi todo/Historias/Niña pinta con su boca porque no puede usar sus manos, y su historia es una gran inspiración
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos