Ahora lo vi todo
Ahora lo vi todo

22 Comensales que recibieron platos tan excéntricos que ya no estaban seguros de querer comérselos

Una de las motivaciones principales para explorar restaurantes es la forma elegante e inusual en la que muchos suelen servir sus platos. Si bien a algunas personas les encanta que el emplatado sea sumamente original, hay otras que han dado con versiones tan, pero tan extrañas, que empezaron a replantearse el hecho de haber elegido ese lugar.

En Ahora lo vi todo hicimos una compilación de lugares que sirvieron su comida de la forma más original que pudieron.

1. “En un restaurante de Canadá me sirvieron budín sobre... y desearía estar bromeando... una copia antigua en VHS de la película El guardaespaldas

2. “Espaguetis a la boloñesa en un cono de pan”

3. “Odio sofocar la creatividad de alguien, pero realmente no me gusta esto”

4. “’No te comas las rocas’, dijo el camarero al servirme este platillo”

5. La originalidad de algunos es innegable

6. “Pedí un bagel

7. “Espera en el teléfono”

8. “¿Qué tal un plato, pero al revés?”

9. “Este es un nuevo nivel de pereza”

10. “Pensé que era para lavarse las manos antes de comer”

11. “¿Cómo se supone que debería comer esto?”

12. “Helado de chocolate sobre una lata de Pepsi aplastada”

13. “500 USD por un menú de degustación, y así es como me sirvieron el postre”

14. “Excelentes hamburguesas y papas fritas servidas en platos para perros”

15. Estas papas son todo un arte

16. “¡Finalmente me pasó!”

17. “Hamburguesas veganas y nachos servidos en una guitarra eléctrica”

18. “A mi amigo le sirvieron una papa en una pequeña silla”

19. “La ensalada César de anoche”

20. “Tacos en un vaso de vidrio”

21. “¿Cómo es que se mantiene en pie?”

22. “Papitas con queso parmesano servidas en una pala”

¿Cuál de todas estas presentaciones te sorprendió más? ¿Serías capaz de comer el platillo que tanto te gusta sobre objetos tan particulares como estos?

Ahora lo vi todo/Fotos/22 Comensales que recibieron platos tan excéntricos que ya no estaban seguros de querer comérselos
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos